Hay épocas en las que ocurren ciertas situaciones en la televisión donde todos nos alegramos y creemos que por fin hemos sido escuchados como espectadores. En 1996 apareció un canal enfocado a transmitir sólo anime, algo que jamás se había visto en ningún otro canal de la televisión mexicana. Locomotion se encargó de darnos nuestras dósis de animación japonesa durante mucho tiempo, acá en México creo que Locomotion comenzó transmisiones como en el 2001 (si estoy mal, corríjanme) Hasta que en 2005 Locomotion fue comprado por un canal de Sony que de la misma manera nos prometía anime las 24 horas: Animax. Oh desilusión.

Recuerdo que, cuando Animax se estrenó en Latinoamérica, los canales de Sony y AXN pasaron su señal a Animax para que pudiéramos conocer lo que ofrecían: en el par de horas que estuvo en la programación pasaron Hellsing y Wolf’s Rain. Animax se veía prometedor, y estábamos contentos. Desafortunadamente, Animax no estaba en el plan básico de televisión por cable, por lo que había que contratarlo por separado.

Hace poco, mi papá (que ama la televisión) contrató un plan en Telecable que traía Animax en la programación. Desafortunadamente mi sorpresa y mi desilusión fueron muy grandes al darme cuenta que la promesa de Animax al comprar Locomotion se había ido totalmente al carajo: la programación está llena de comedias gringas dignas de Sony, programas musicales donde sólo un par son rescatables y lo mas importante; anime transmitido a horarios que son una burla, y que nadie puede ver.

Recientemente, en Facebook descubrí que Animax tiene un fan page oficial dónde escriben novedades, programación y cosas del estilo. Lo curioso aquí es que toda la gente que se unió al fan page está en contra del canal, les exigen que regrese el anime, que regrese locomotion, insultan a los directores del canal, absolutamente todos los comentarios que no son de Animax, son insultos. Y precisamente (o no sé si sea por eso) nadie en Animax se toma la molestia en responder las quejas de la gente, pareciera que a los de Sony no les interesa lo que la gente piensa del canal, sólo les importa el dinero y lo que ellos creen que es mejor, pero la gente, les importa un carajo.

Y es aquí donde yo invito a la gente a que se dé cuenta que ellos tienen el poder. El poder de realmente cambiar las cosas, de hacerles ver a esa gente que estamos en desacuerdo con lo que están haciendo. No vean el canal, denuncien, quéjense, escriban correos, escriban posts en blogs, lo que sea necesario para que nos regresen lo que nos gusta y por lo que mucha gente paga, gente que paga por una cosa y a cambio les dan pinches comedias gringas? eso es no tener madre.

Yo quiero Locomotion de vuelta. Y no les regalo ni un puto link, por culeros.